miércoles, 22 de mayo de 2013

sintesis capitulo 3ro. Ley federal de radio y comunicacion


 

Síntesis

Capítulo tercero de la Ley federal de radio y comunicación

     

En mi opinión este capítulo tercero habla sobre la programación nos dice que la  información, de expresión y de recepción, mediante la radio y la televisión, es libre  no será objeto de ninguna inquisición judicial administrativa  y se ejercerá en los términos de la Constitución y de las leyes.  Nos dice que las estaciones de radio y televisión deberán efectuar transmisiones gratuitas diarias, con duración hasta de 30 minutos continuos o discontinuos, dedicados a difundir temas educativos, culturales y de orientación social. Yo creo que las leyes se hicieron para cumplir pero muchos no lo llevan como debería ser.

Habla sobre los procesos electorales que el Instituto Federal Electoral tendrá a su disposición cuarenta y ocho minutos diarios en cada estación de radio y canal de televisión.

A lo que respecta a la programación infantil tiene ciertas observaciones pero lo que me llamo la atención es que estos programas deben ser en vivo.

Otra cosa importante es que menciona quedan prohibidas todas las transmisiones que causen la corrupción del lenguaje y las contrarias a las buenas costumbres, ya sea mediante expresiones maliciosas, palabras o imágenes procaces, frases y escenas de doble sentido, apología de la violencia o del crimen; se prohíbe, también, todo aquello que sea denigrante u ofensivo para el culto cívico de los héroes y para las creencias religiosas, o discriminatorio de las razas; queda asimismo prohibido el empleo de recursos de baja comicidad y sonidos ofensivos. ¿Se cumple? lo dejo a su criterio.

Queda prohibido interceptar, divulgar o aprovechar, los mensajes, noticias o informaciones que no estén destinados al dominio público, por eso no dicen todo lo que saben.

Con lo que respecta a las bebidas En la difusión de esta clase de publicidad no podrán emplearse menores de edad; tampoco podrán ingerirse real o aparentemente frente al público, los productos que se anuncian. 

Los programas  de concursos, los de preguntas y respuestas y otros semejantes en que se ofrezcan premios, deberán ser autorizados y supervisados por la Secretaría de Gobernación, a fin de proteger la buena fe de los concursantes y el público.   

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada